Instituciones de enseñanza privada en La Habana de 1841

Por: Francisco González del Valle
En: La Habana en 1841

 Academia de educación primaria San Manuel. — Según D. H., 13 de mayo, foll., había de abrirse a mediados de dicho mes, en San Luis Gonzaga número 37. “No se admitirán más que cincuenta alumnos”. 

Academia de Declamación y Filarmonía de Cristina. — Fundada en 1838 bajo la dirección del actor Gregorio Duelos, estaba situada en la Plaza Vieja, Teniente Rey y San Ignacio, encima de los portales del Rosario, y la presidía en 1841 Narciso Foxá. La primera función se había efectuado con la cooperación de la Academia de Música de Raffaelin. Dice el N. L. de 4 de julio, foll., que en la sesión de la junta general, después de un discurso del presidente, se discutió y aprobó el reglamento que había de convertir a la Academia en Liceo Artístico y Literario, y que se pasó a aprobación del Capitán General.

Según notas de N. L. y D. H., de 1o y 9 de julio, respectivamente, la Sección de Historia de esta academia anunciaba la apertura de sus ejercicios para el 1° de julio, a las 6 de la tarde, en el salón del Diorama, ocasión en que el director de las clases, Manuel de Zequeira y Caro, leería un trabajo titulado Ligera reseña de la Geografía antigua, y en particular del Imperio Romano, advirtiendo que estos ejercicios se efectuarían los jueves de cada semana “con los alumnos que concurran, aunque sean días feriados, festivos o lluviosos”. Después de estas clases se transfirieron para los viernes a la misma hora.

Otras informaciones sobre esta academia aparecen en los epígrafes dedicados al teatro, al baile y a la enseñanza de la música.

Academia de niñas de Josefa Vargas de Arcuénaga. — En D. H., 31 de diciembre, se trataba del informe rendido por los inspectores de la Sección de Educación de la Sociedad Patriótica, José Bruzón y Esteban Moris sobre exámenes en esta academia; las alumnas leyeron en el Diario del día, las poesías Tropicales, de J. Z. González del Valle, y terminaron cantando un himno cuya letra había compuesto el autor de dichas poesías.

Academia de niñas de Madama Felicia Cook, en Lamparilla 17.— D. H., 17 de diciembre, p. 2.

Academia Nuestra Señora de Loreto, Aguiar No 25.—D. H., p. 7.

 Academia Nuestra Señora del Film, para señoritas, Prado 45, dirigida por Josefa Giménez.—D. H., 6 de mayo, p. 3.

Academia de Nuestra Señora del Tránsito, Lamparilla 82; directora, María Rosa Etenaud.—D. H., 15 de agosto, p. 2.

Clase pública de Francés—Decía D. H., en Noticias sueltas, número de 23 de abril, p. 3, col. 6: El jueves 29 de abril a las 3 de la tarde se abrirá en el convento de San Francisco un nuevo curso de francés por el mismo profesor que antes. Este curso durará cuatro meses a razón de $4 mensuales y adelantados y se dará los martes, jueves y sábados, de 5 a 6 de la tarde.

Clases de lengua francesa, tres veces a la semana, en Campanario Viejo número 33. En D. H., 4 de mayo, p. 4, Felipe Poey avisaba que daría esa enseñanza en su casa tan pronto reuniese los discípulos necesarios.

Clase pública de latinidad.—En L. P., 29 de octubre, p. 4, se anunciaba que el día 3 de octubre se empezaría en el Convento de la Merced, dicha clase por fray Santiago Papiol.

Colegio cubano de conocimientos útiles, en Amistad N° 30, fundado en 1838. Según D. H., 31 de mayo, p. 2, se abrirían nuevamente las clases el 1o de junio con este profesorado: director, Juan Claudio Díaz; profesor de Filosofía, Manuel González del Valle; de Latinidad, Gramática General y Bellas Artes, Bachiller Domingo León y Mora; profesor de Dibujo Natural, Eloy del Castillo; de Solfeo y Canto, Narciso Téllez; de Esgrima, Juan Galletti; de Baile, José Grande.

Colegio de enseñanza primaria, constituido por sociedad anónima. —Nota interesante fué la de constitución de un colegio de enseñanza primaria, por medio de una sociedad anónima. La primera mención de este asunto la encontramos en el folletín del D. H., 16 de mayo, donde A. P., decía que el proyecto a ese fin había sido presentado en 1837 a la Sociedad Patriótica de La Habana, pero que se había realizado primeramente en Santiago de Cuba, fundándose allí una institución sobre esa base, la cual dirigía el notable pedagogo oriental Juan Bautista Sagarra. En D. H., 14 de noviembre, y N. L., 19 de noviembre, se informaba lo siguiente: con un capital de 25,000 pesos, compuesto por cien accionistas, iba a establecerse en esta ciudad un colegio de educación primaria que al mismo tiempo que pudiera servir de modelo, fuese un estímulo saludable para los establecimientos de igual clase. Ya estaba suscrito el plan por cuarenta de los vecinos más respetables de esta Capital, y había recibido un principio de ejecución, adquiriendo por traspaso la futura sociedad el colegio San Fernando, en el cual se habían empezado

trabajos de preparación, y se esperaba que todo quedase concluido para iniciar el colegio sus actividades en el siguiente año. Agregaremos que de dicho colegio fué nombrado director José de la Luz y Caballero, y sustituto José Antonio Echeverría mientras durase la enfermedad del primero. El colegio se abrió en Prado número 52. Véase Páginas para la Historia de Cuba, por Francisco González del Valle, en Cuba Contemporánea, t. 30, p. 86-96.

 Colegio de Esteban Navea, Jesús María 13. Anunciaba en D. H., 10 de noviembre, p. 4, que a principios de marzo del año siguiente se abriría allí una clase de Filosofía, dando principio por la Lógica, y siguiendo el sistema y texto del Colegio Seminario de San Carlos. Los cursos tendrán validez, por estar autorizados de Real Orden.

Colegio La Experiencia, dirigido por Francisco Purcia. En D. H., se anunciaba, en 6 de marzo, p. 2, que el día 14 se abrirían allí clases de Filosofía, a cargo del bachiller Francisco de Asís Correa. “Los que deseen inscribirse acudirán al director del colegio, en Campanario Nuevo número 32”.

Colegio gratuito, situado en la calle de Picota número 21. En D. H., 31 de mayo, p. 2, el ordenante de menores, Manuel González García, hace presente que todos los padres que no puedan costear por su extrema pobreza la enseñanza de sus hijos se dirijan a su morada, donde la recibirán gratis, lo mismo que los libros, aquéllos que no puedan obtenerlos. Dice que hasta ahora cuenta 9 alumnos y admitirá cuantos se le presenten llevando las certificaciones del juez de barrio y del cura de la feligresía que acrediten su inteligencia.

Colegio Hispano, situado en Villegas 83.—D. H., 18 de julio, p. 4.

 Colegio Hispano-Cubano, Obispo número 25, Dirigido primero por Vicente González de Vales, y después por Casimiro Rozes.—D. H., 7 de enero, p. 3.

Colegio Minerva, Cuba 136, de Acha Fernández.—D. H., 20 y 31 de mayo, p. 2.

 Colegio del Príncipe, situado en las faldas del castillo de este nombre. Era un gran colegio, tanto en su instalación material como en sus adelantos pedagógicos, inaugurado el día 20 de abril bajo la sabia dirección de D. Narciso Piñeyro, padre del eminente publicista Enrique Piñeyro.—En D. H., 10 de septiembre, p. 2, se anunciaba para el día 14, la apertura de un curso de Filosofía, a cargo del Lcdo. Manuel Costales.

Colegio San Cristóbal, establecido el 1° de enero de 1840, bajo la dirección de Joaquín A. de Dueñas.—En D. H., 14 de abril, p. 2, la Sección de Educación de la Sociedad Patriótica daba cuenta de los exámenes celebrados en dicho colegio.

 Colegio Santa Cristina, en San Antonio Abad. Según D. H., 15 de agosto, p. 2, había sido establecido hace cinco años; su primer director fué José Cornelio Díaz, a quien sustituyó Pedro José de la Parra.

 Colegio Santo Tomás, Aguiar número 29.—D. H., 7 de enero, p. 3.

 Colegio de Sordomudos. “Está próxima la apertura del que se propone establecer el Ledo. Antonio Hernández Blanca, director que ha sido por espacio de nueve años del de Madrid y que se encontraba desde enero aquí. Se abrirá en Luz 27” (Datos de D. H., 19 de febrero, p. 1). Mucho antes de esta fecha la Sociedad Patriótica había establecido en esta ciudad en el año de 1819 una escuela semejante bajo la inmediata protección de Dn. Alejandro Ramírez, a cuyo efecto el Prbo Félix Várela dio un luminoso informe sobre el asunto (M. S. P., t. 13, p. 182). A la iniciativa particular debióse que pudiera establecerse aquí la primera escuela de sordomudos dirigida por Hernández Blanca, pues un grupo de patricios habaneros amantes del progreso de su patria, altruistas y de sentimientos humanitarios contribuyó con la suma de dinero necesaria para tal fin. Queden consignados para salvarlos del olvido los nombres de los 31 cubanos que contribuyeron con una onza de oro (17 pesos) cada uno para la instalación de la mencionada escuela: José Agustín Govantes, José de la Luz y Caballero, José Antonio Cintra, Isidro Carbonell, Joaquín Caneda (debe ser Joaquín Astray y Caneda), Antonio Zambrana, Juan Poey, Anacleto Bermúdez, Conde de Santo Venia, Mateo Quintero, José Alfonso, Gonzalo Alfonso, Pedro Diago, Agustín Abreu y fray Ambrosio Herrera.

 Escuelas gratuitas dominicales. — El gran número de niños que había faltos de instrucción, a pesar de los esfuerzos de la Sección de Educación de la Sociedad Patriótica, que no podía hacer más por falta de dinero, hizo pensar a algunos espíritus altruistas en formar una sociedad para dar instrucción a los analfabetos. Al efecto constituyen una sociedad con el título arriba mencionado, la que en junta celebrada el día 30 de mayo elige sus ministros dirigentes que resultaron ser Pedro Martínez, director; vice, Dr. Ramón Francisco Valdés; tesorero, Fernando del Castillo; secretario, Avelino Orihuela y vice, el Lcdo. José Calvo. Por renuncia del tesorero Fernando del Castillo fué nombrado en junta del día 6 de junio Antonio Bachiller y Morales, y en ella se dio cuenta de la inscripción de muchas personas y hasta de familias enteras para el sostenimiento de estas escuelas, cuya cuota era de un peso. Muchos maestros hicieron ofrecimientos a la Sociedad de Escuelas Dominicales. Domingo Garrido cedió el local de su establecimiento situado en la calle Real de la Salud, extramuros, y sus trabajos personales; Francisco de León ofreció su escuela de la calle del Rayo y sus conocimientos; Manuel Polanco y Sixto Vila su escuela y sus trabajos personales; Dámaso Grillo su escuela en la Calzada de San Lázaro; la Academia de Declamación y Filarmonía de Cristina, el salón donde celebraba sus juntas en el teatro El Diorama.

Muchas personas socorrían ya con donativos considerables a las citadas escuelas. Fué acordada la apertura el sábado 3 de julio por la noche, en el local de la Academia de Cristina, para proceder el siguiente domingo a la enseñanza de los alumnos.

Véase las siguientes notas de N. L., 4 de junio y 3 de julio, p. 3:

Se ha señalado para el sábado 3 de julio la apertura de estas escuelas, organizada por los bachilleres Pedro Martín y Andrés Avelino de Orihuela, que se celebrará en El Diorama, local cedido por la Academia de Declamación y Filarmónica de Cristina, que será uno de los lugares donde se recibirá la enseñanza en adelante. Hay inscriptos más de 100 alumnos. Los organizadores han solicitado licencia del gobierno y se ha dictaminado que la Real Sociedad Patriótica debe prestarle su apoyo por tratarse de una institución altamente benéfica, sobre todo dado que dicha Sociedad carece de recursos para la instrucción pública.

Los promotores alegaban que había más de 90,000 niños que no recibían instrucción en Cuba. En la Junta de la Sociedad Patriótica de 28 de agosto se dio cuenta del oficio del Capitán General en el expediente de este asunto, con el informe hecho a solicitud de varios de los oficiales del Instituto de Escuelas Dominicales, al objeto de desvanecer las siniestras interpretaciones dadas por los enemigos del Instituto, teniendo en cuenta que pudiera ser objeto de división entre las clases de la sociedad, se dispuso que cesasen en sus funciones los oficiales del Instituto, y sin efecto su reglamento, declarándolo agregado a la Sección de Educación de la Sociedad Patriótica, con lo que quedó finiquitado este asunto. Datos de M. S. P., t. XII, p. 401 y siguientes.

Hasta ahora ignoramos cuál fué la causa real del fracaso de este proyecto, que se oculta, en la cita anterior, bajo tantos circunloquios.

Hasselbrink, Carlos. — Enseñanza de los idiomas: inglés, alemán, francés y español por el método de Robertson, teneduría de libros y oficina de traducción.

González Robles, Diego—En N. L., 2 de marzo, p. 4, anunciaba este profesor que desde el 5 de dicho mes daría clases en su domicilio, Industria número 86, de Gramática, Aritmética, Geografía, Agrimensura y Topografía y Taquigrafía; de 8 a 12 por la mañana, y de 4 a 6 por la tarde.

Instituto de Educación, dirigido por Juan Bautista Sitjar, que se hallaba situado en la calle de Águila; se ha trasladado a la de Angeles número 44.—Datos de D. H., 22 de septiembre, p. 4.

Instituto de Educación Santa Teresa de jesús, dirigido por José Huguet. Anunciábase en D. H., 21 de agosto, p. 2, haberse trasladado de Amargura 66 al número 17 entre Habana y Compostela, frente a la tienda de Gasparini.

Instituto Nuestra Señora del Pilar, en la esquina de Tejas.—D. H., 8 de enero, p. 3.

 Instituto de Santa Ana, Dragones, frente al Tívoli, de Teodoro Kerlegand. En este instituto se daban clases de gimnasia.—D. H., 2 de mayo, p. 3. Jones, Eduardo.—Decía D. H., en 2 de junio, p. 3: Eduardo Jones, portales de Alfaro número 22, Plaza Vieja, profesor de enseñanza primaria, dará clases a las 7 de la mañana y lecciones en casa a particulares a las 10, de teneduría de libros y reglas de la pronunciación inglesa. Papiol, Fr. Santiago.—En L. P., 29 de septiembre, p. 4, se anunciaba la apertura de una clase pública de latinidad por fray Santiago Papiol, el día 3 de octubre, en el convento de La Merced. Poey, Felipe.—En D. H., 4 de mayo, p. 4 —según ya indicamos-anunciaba que daría un curso de lengua francesa tres veces a la semana, en Campanario Viejo número 33, “tan pronto reúna los discípulos necesarios”.

 Real Colegio de Humanidades de Jesús, de Juan Nepomuceno Blasco.—F. Y., 8 de diciembre, p. 1. Aparecen también en la prensa de 1841 estas notas referentes a las escuelas sostenidas por la Real Sociedad Patriótica:

 Beneficio a favor de las escuelas. Gracias a las gestiones hechas por el director de la Sociedad Patriótica José de la Luz y Caballero, el capitán general Príncipe de Anglona le concedió que se dieran dos bailes de carnaval en Tacón cuyos productos se destinarían a la enseñanza pública y gratuita: los dos bailes fueron dados en febrero, obteniéndose $4,500, con los que se fundaron dos escuelas: una de niñas, barrio de Guadalupe, con 20 alumnas, y otras de niños, en el propio barrio, con 25 niños. El dinero se aseguró en finca urbana.— Datos de M. S. P., t. XIII, p. 180.

El folletinista del Diario dice que de los colegios de enseñanza primaria atendidos por la Sociedad Patriótica, los regularmente montados eran los dirigidos por Antonio J. Valdés y José Antonio Coello.—En D. H., 23 de agosto, foll.

Como notas interesantes sobre enseñanza en otras poblaciones cercanas a La Habana, reproducimos estos datos hallados en periódicos de la Capital:

Academia de Enseñanza Universal, de M. P. Mignotte, graduado en humanidades, exvocal de la Sección Central de la Sociedad de Enseñanza Universal de París; avisa haber abierto su academia para niñas en Matanzas.—N. L., 16 de septiembre, p. 4.

Academia Superior en Cayo Hueso. Mr. James Dou Boylan avisa al público de La Habana que ha abierto una academia destinada a la instrucción superior de un número limitado de jóvenes, dando como referencia los más recomendables testimonios de carácter moral y habilidad literaria, entre ellos el del célebre y virtuoso Félix Várela, de New York, bien conocido y justamente apreciado en esta ciudad. En La Habana podrán informar los señores José de la Luz y Caballero, Carlos D. Tolmé, presbítero Benito López, Porfirio Valiente, Carlos Tyngman, y en Cayo Hueso el honorable José Elzouardi, Mr. T. A. Browne, Esq., y el coronel O’Hara, cónsul inglés (D. H., 27 de abril, p. 4).

En el anuncio se habla de la proximidad de Cayo Hueso a La Habana que hace recomendable la Academia, además del clima. El anuncio está en inglés y en español.

Colegio de Isabel II, en la villa de San Julián de Güines, de Mariano de Chamel y Ramón F. de Rivas.—D. H., 3 de enero, p. 3.

Escuelas Primarias en el Mariel. —Se llama la atención de que no hay ninguna en el Mariel, no obstante contar con una población de 168 casas y más de mil individuos que componen su vecindario.— D. H., Bol. hit., 20 de abril.

Liceo Calazancio. — Abierto en Estorch, a cuya filantropía se le tomado a su cargo la importante —D. H., 4 de mayo, foll.

 

Esta entrada fue publicada en Conociendo La Habana y clasificada en , . Guarda el enlace permanente. Publica un comentario o deja un trackback: URL del Trackback.

Publicar un Comentario

Debes iniciar sesión para publicar un comentario.

  • Horario de servicios

    Lunes a Jueves
    de 9:15 a.m. a 5:15 p.m.
    Viernes y Sábados
    de 8:15 a.m. a 4:15 p.m.